Alcalde Carlos Mario Marín Correa presidió la asignación de apartamentos de San Sebastián a las 243 familias favorecidas

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

·        La obra está conformada por nueve torres con siete pisos cada una. Tendrá área social, salón comunal y parqueaderos.

Un total de 243 familias beneficiarias de los apartamentos construidos en San Sebastián para los damnificados de la temporada invernal del 2017 conocieron el número de torre y apartamento en donde vivirán.

Por medio de un sorteo, el Ministerio de Vivienda, la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres, Fonvivienda, Confa y la Unidad de Gestión de Vivienda de Manizales hicieron la asignación de cada unidad habitacional a las familias que cumplieron los requisitos establecidos por el Gobierno Nacional para este proyecto de vivienda 100 % subsidiada.

El sorteo se hizo de la siguiente manera: las familias que en su núcleo tienen personas en situación de discapacidad, adultos mayores o con historias clínicas mentales y recicladores fueron privilegiados para los primeros, segundos y terceros pisos.

Los primeros y terceros pisos cuentan con rampas de acceso a los apartamentos. El ingreso al segundo será por las escaleras. El resto de apartamentos fueron sorteados por medio de tómbola.

El alcalde de Manizales, Carlos Mario Marín Correa, destacó la gestión realizada por su Administración para recuperar este proyecto, el cual estaba archivado en el Ministerio de Vivienda. Fue gracias a este esfuerzo que la iniciativa salió adelante.

“Lo primero que hicimos fue convocar al Gobierno Nacional. Me senté con el presidente de la República, Iván Duque, y con el director de la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres. Alcanzamos un acuerdo para retomar el proyecto e iniciar su ejecución”, explicó el mandatario municipal.

María Alejandra García, junto a su hija que tiene una discapacidad, no ocultó la alegría de tener definido el apartamento en el que vivirá pronto: “más que todo por el traslado de la niña. La casita que yo tenía antes era más difícil la entrada, entonces ahora espectacular, porque ella quedará a bordo de carretera. Estoy feliz”, indicó.

Otra beneficiaria es Paola Loaiza, a quien le correspondió el apartamento 302 de la torre 5. Ella y sus familiares sienten que cada día falta menos para cumplir este sueño. “Ya no tendremos que pagar un arriendo y lo vamos a invertir en facturas y en mejorar nuestra calidad de vida”, destacó.

Dato de interés

·        Cada apartamento tiene un área de 53 metros cuadrados, en donde hay tres habitaciones, baño, cocina, sala, zona de lavado, acabados y zona eléctrica.

Ir al contenido